Leonardo Favio, entre lo testimonial y el espectáculo: sus películas como cantor

Autores

  • Lucía Agustina Rodríguez Riva Universidad de Buenos Aires Universidad Nacional de las Artes CONICET

DOI:

https://doi.org/10.22475/rebeca.v6n2.431

Palavras-chave:

cine argentino, música popular, canción

Resumo

Tras una primera trilogía como director, gracias a la cual había logrado el reconocimiento de la crítica, Leonardo Favio volvió a plantarse delante de las cámaras. Aquella vez no lo hizo bajo la dirección de directores de renombre (como Leopoldo Torre Nilsson o Fernando Ayala), sino frente a uno inexperto hasta entonces (Eduardo Calcagno) con el objetivo de atestiguar su carrera como cantante.

Entre el testimonio, el longplay y la historia romántica, Fuiste mía un verano (1969) se presenta como una película que pretende ser un documento-ficcional de las giras y sus avatares, así como también de su vida sentimental, su trabajo y el efecto magnético que producía en los públicos, utilizando para ello distintos registros narrativos e incluso adelantándose al reality show. Luego Favio protagonizó Simplemente una rosa (Emilio Vieyra, 1971) y así se incorporó al género musical en boga por aquellos años, las películas centradas en los cantantes populares. Me interesa analizar por contraste en ambos filmes la sinergia que se produce entre la estrella, el relato y las canciones, y la forma en que ello pretende exponer el vínculo del cantante con su público. De este modo, daré cuenta de que aún en dos productos aparentemente tan similares, la puesta en escena y articulación con el relato de los temas musicales proponen diversas perspectivas sobre las canciones, tanto como sobre la figura del cantante.

 

Biografia do Autor

Lucía Agustina Rodríguez Riva, Universidad de Buenos Aires Universidad Nacional de las Artes CONICET

Lucía Rodríguez Riva es licenciada en Artes (Facultad de Filosofía y Letras, Universidad de Buenos Aires) y productora audiovisual (TEA Imagen). Doctoranda en Historia y Teoría de las Artes (UBA). Becaria doctoral de CONICET. Es docente en las cátedras de Historia del latinoamericano y argentino (Artes, UBA) y de Historia del cine argentino (Departamento de Artes Audiovisuales, Universidad Nacional de las Artes). Fue co-compiladora del libro 30-50-70. Conformación, crisis y renovación del cine industrial argentino y latinoamericano (Facultad de Filosofía y Letras, Universidad de Buenos Aires, 2014). Sus áreas de interés se centran en el cine latinoamericano y la cultura popular, con énfasis en la comedia, los estereotipos y los vínculos con la música.

Publicado

2018-07-24

Edição

Seção

Temáticas livres